La abuchearon y sufrió, pero Taylor Swift termina festejando con un beso a Travis Kelce en el Super Bowl

Taylor Swift brincó, gritó y estalló en júbilo luego de que los Kansas City Chiefs, equipo liderado por su novio Travis Kelce, se coronó ganador del Super Bowl 2024. Estas son las imágenes de la cantante.

Taylor Swift se unió a la euforia de los fanáticos de los Kansas City Chiefs después de su emocionante victoria en el Super Bowl 2024.

El equipo de fútbol americano, liderado por el talentoso ala cerrada Travis Kelce, logró una remontada espectacular en tiempo extra para asegurar el título en el Allegiant Stadium de Las Vegas.

Taylor Swift, quien ha estado en el centro de atención debido a su relación con Travis Kelce, no pudo contener su emoción cuando los Chiefs sellaron su triunfo.

Se le vio morderse las uñas, nerviosa y hasta con un semblante de angustia cuando la escuadra en la que juega su pareja estaba abajo del marcador.

Pero también fue vista animando apasionadamente desde la suite de los Chiefs. A medida que el reloj avanzaba, su nerviosismo era palpable mientras los 49ers intentaban una última ofensiva para ganar el juego.

Cuando Kelce atrapó un pase crucial de 22 yardas, configurando el gol de campo que empataría el juego a 19 puntos, Swift fue captada en estado de shock por las cámaras de televisión. Su apoyo inquebrantable al equipo fue evidente.

Se especulaba que si los Chiefs ganaban, Travis Kelce supuestamente le entregaría el anillo de compromiso a la artista. Esto no ocurrió de manera inmediata tras el triunfo del equipo.

Sin embargo, también se suscitó un polémico momento ante la presencia de la artista en el estadio. De acuerdo con reseñas de medios especializados, Taylor Swift fue abucheada cuando las cámaras la mostraron en el recinto durante la interpretación de Post Malone de la canción ‘America The Beautiful’.

Algunos aficionados y críticos han mencionado que durante la temporada existió una supuesta «sobre exposición» de ella en los partidos de la NFL.

Con camiseta y pantalón negros y una chaqueta roja de los Chiefs al brazo, Taylor Swift apareció en el estadio algo más de dos horas antes del comienzo del partido.

También llevaba un pequeño bolso con forma de balón de fútbol americano y un colgante, ambos accesorios con el número 87, que es precisamente el dorsal de Travis Kelce con los Chiefs.

La cantante llegó acompañada de su madre Andrea Swift, de la actriz Blake Lively y de la rapera Ice Spice.

a en el palco del estadio, la cantante compartió unos minutos antes del encuentro con Jason Kelce, hermano de Travis y jugador de los Philadelphia Eagles, y con Roger Goodell, que es el comisionado de la NFL.

El romance entre Swift y Kelce ha sido una de las grandes historias de la NFL en esta temporada, tanto que las cámaras y los fans han buscado a la artista constantemente en las gradas animando a su novio en cada partido.

En este sentido, desde que los Chiefs se clasificaron para este Super Bowl había mucha expectación entre sus seguidores por saber si la cantante estaría en el estadio.

El motivo es que esta misma semana tenía cuatro conciertos en Tokio del 7 al 10 de febrero, el último de ellos justo un día antes de la final de la NFL.

No obstante, el hecho de volar de Japón a Estados Unidos le permitió ir ‘ganando tiempo’ por la diferencia horaria, de modo que la estrella del pop llegó desde el sábado por la noche a Los Ángeles (EEUU) y la mañana de este domingo solo tuvo que desplazarse hasta Las Vegas.